Inicio > Qu hacemos ? > Vida de Oración
WEB SMR
Follow us in FaceBook
Escuela del corazón 2017
Últimas novedades
Vocaciones Proyectos SMR

Orad con nosotras






    Clic aquí

PENSAMIENTO DEL DÍA
Madre María de Jesús
  • Mientras no llegueis al corazón de las almas que os son confiadas y no sientan que ocupan un lugar de una hija en vuestro corazón de madre, no tendréis ninguna influencia sobre ellas. (EE I 9)
Madre María de Jesús

Calendar
<< Marzo 2017 >>
DomLunMarMieJueVieSab
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  
Vida de Oración
 
SMR
 
María es para nosotras
el modelo especial
para acoger la Palabra,
y dejarla encarnarse
en nuestras vidas para que dé fruto:
 
"repletó a los hambrientos de todo lo
que es bueno,
y despidió vacíos a los ricos."
 
SMR

 

 
 
 
 
 

Nuestra oración cotidiana
se enraíza
en la meditación
de la Palabra de Dios,
la Sagrada Escritura que nos habla hoy,
que nos invita a
"buscar y encontrar a Dios
en todas las cosas",
como nos lo dice
San Ignacio de Loyola.

SMR
 
SMR
 
 
SMR
 
 
 
SMR
En el corazón de nuestra vida consagrada,
existe una llamada a acoger el amor sin limites
de Dios a cuidar del Cuerpo de Cristo
y a reparar el cuerpo de la humanidad, herida por el pecado,
es nuestra misión como reparadoras.
Es sobre esta base
que construimos nuestras vidas personales y comunitarias,
que discernimos nuestro actuar cotidiano
y releemos nuestro día y nuestra vida juntas…
(Superiora General, marzo 2009)
 
« Estamos llamadas a vivir las exigencias
de una vida totalmente eucarística
y expresarlas en la acogida, el servicio,
el don de sí, el trabajo,
la calidad de las relaciones interpersonales,
la solidaridad y la búsqueda de justicia”

(Capítulo General 2007)
 
 
La adoración eucarística
Es el lugar donde presentamos al mundo
a Cristo, el único Redentor,
y donde nos ofrecemos con El al Padre
por el mundo.
 
 
 
 
 
 
 
Os invitamos a orar:
 
 
Oh Padre,
que has hecho comprender a la Beata María de Jesús
tu gran ternura por el mundo
y le has llamado a seguir a tu Hijo,
Redentor y Reparador,
a ejemplo de María y en unión con ella,
haz que sepamos responder con generosidad
a tu misterio de amor
y entregarnos, sin cálculo y sin reserva,
a tu servicio y al de nuestros hermanos.
Escucha nuestra oración y
por intercesión de aquella que tanto te amó en la Eucaristía,
concédenos la gracia que te solicitamos.
Amen.